Tienen 15 y 25 años
El "Pica" y el "Bebo", los prestamistas acusados de matar a un hombre frente a su familia
Jueves, 11 de abril de 2019
Por: Hernán Adrover @hernanadrover53

 Por estas horas los investigadores están tras los pasos de dos individuos a quienes marcaron como prestamistas y que están acusados directamente por el crimen de Roberto Nelson Díaz (56), el trabajador de la feria que fue ultimado de dos disparos este miércoles por la noche en Guaymallén. Los sospechosos son conocidos como el "Bebo" y el "Pica", muchachos de 25 y 15 años, respectivamente y que estarían vinculados, también, a la venta de droga. 

El homicidio sucedió pasadas las 21 en el momento que la víctima llegaba de trabajar junto con uno de sus hijos y su nuera a la casa de este último en calle Servet del barrio pedro Molina I de Guaymallén. 

Cuando Díaz, apodado "Anguila", estaba en la vereda con el resto de su familia y su nieto de cuatro años en el momento que los sospechosos llegaron a bordo de una VW Fox Aircross negra. "Empezaron a disparar como locos", explicaron este jueves los familiares de la víctima.

A raíz de los más de ocho disparos que ejecutaron, dos proyectiles dieron en el cuerpo de la víctima: uno en el cuello y otro en el pecho, los que le ocasionaron la muerte antes de ser asistida en el Hospital Central. 

Policía Científica regesó a inspeccionar la escena en busca de pruebas.

El sospechoso de 25 años fue identificado en la barriada como Néstor Lucero y lo ubicaron directamente como uno de los tiradores. El "Pica", al ser menor, se resguarda su identidad. Respecto a este malviviente de 15 años, señalaron que "ese guacho también disparó". 

"Son prestamistas pero también están metido con el tema de la droga. No son muy conocidos pero responden a un jefe que está más arriba que ellos", admitieron los vecinos pero sin querer brindar más datos para no tener problemas. 

En cuanto al "Bebo" y el "Pica", oriundos del barrio Villa Piana, las fuentes consultadas explicaron que se desarrollaron algunas medidas pero aún no están detenidos. 

Se bajaron de una camioneta y lo mataron 

Roberto Díaz fue ultimado de dos balazos pasadas las 21 cuando llegó a la casa de uno de sus hijos de calle Servet y Mariano Moreno del Pedro Molina I. 

En ese momento llegaron los homicidas en el vehículo negro y dispararon ocho veces. Esa misma cantidad de vainas encontraron en la escena. La víctima recibió dos tiros en el cuello y pecho, lo que le ocasionaron la muerte. 

La víctima junto con su familia. Tenía 56 años y le decían "Anguila". 

Tras el hecho, varios testigos apuntaron contra los delincuentes conocidos como el "Bebo" y el "Pica" pero aún no fueron detenidos. La el caso es investigado por el fiscal Gustavo Pirrello, de Homicidios. 

Los familiares descartaron tener problemas con los supuestos autores por una plata que debían. Se hablaba de una suma de 40.000 pesos que uno de los hijos del "Anguila" no devolvió. Por ese motivo, sospechan que el ataque era dirigido para el hijo de Díaz y no para él. 

La víctima trabajaba en la feria y regresaba de trabajar en la cooperativa de calle Sarmiento cuando lo asesinaron frente a su familia y nieto de cuatro años.  

Tamaño del texto
Comentarios
Tu comentario