Relojes biométricos
Con un sistema digital, el Gobierno controlará la asistencia de docentes y no docentes
Sábado, 22 de diciembre de 2018
Por: Florencia Rodriguez - En Twitter: @flor_rodz

El pasado 2 de julio comenzó la instalación de relojes biométricos para el control de asistencia de todo el personal docente y no docente de todas las escuelas de gestión estatal de todos los niveles y modalidades de Mendoza. A pocos días de terminar diciembre, se terminaron de colocar las máquinas que, a través de reconocimiento facial, ingresarán en un sistema centralizado la entrada y salida de maestros/as y profesores/as. Se trata de 1.255 aparatos con una inversión de 15 millones de pesos que vino directamente desde Nación.

Mendoza se convierte así en la primera provincia del país en poner en marcha este sistema biométrico de control de ausentismo. Según la DGE, el objetivo es aliviar el trabajo de administrativos y directivos quienes, a fin de año, deben tomar los libros y lapiceras para cumplir con la tarea de controlar y organizar las asistencias e inasistencias del personal docente y no docente.

"La idea es mejorar la calidad de la información a la hora de hacer la liquidación de sueldos de personal docente y no docente y, además, aliviar la tarea administrativa de directores y secretarios, es muy tedioso hacer el control de asistencia, relevar, firmas en libros, controlar día por día, les lleva mucho tiempo. Con este sistema todo eso queda subsanado", comenzó a explicar Pablo Parola, director de Tecnologías de la Información de la DGE.

Y agregó: "Actualmente se ha cubierto el 100% de las escuelas. Es importante señalar que no hay un aparato por escuela, sino que se ha hecho una priorización dependiendo de varios factores como, por ejemplo, si se trata de un edificio compartido o dependiendo de la cantidad de personal que tenga. Para 150 personas, un aparato biométrico es suficiente y evita que se produzcan filas a la entrada o salida del trabajo".

En caso de que dos escuelas diferentes compartan un mismo edificio, se coloca uno por cada institución, pero si no comparten turno, no se coloca más de un aparato. "En total y hasta el momento, se han instalado 1.255 equipos, nos quedan muy pocos por colocar en colegios que actualmente están siendo refaccionados. Si bien, esta semana terminó la instalación, el sistema se encuentra en etapa de desarrollo final y la implementación definitiva comenzará el próximo 6 de marzo, en el inicio del ciclo escolar 2019", indicó Parola.

El profesional también aclaró que los datos de los docentes y no docentes que ingresan al sistema, están resguardados y circulan encriptados en una red privada del gobierno. "Además, resaltar que esta es una inversión que ha hecho el Gobierno Nacional. Mendoza es la primera y única provincia en donde se está implementando este sistema que cuenta con un año de mantenimiento también financiado también por Nación", cerró el director de Tecnologías de la DGE.

Tamaño del texto
Comentarios
Cristina
23-12-18 20:27
Cómo nos van a registrar todas las horas que trabajamos en casa inclusive feriados fines de semana etc porque en la escuela sólo podemos dar clases a los alumnos pero la parte administrativa la tenemos que hacer en casa dejando de lado muchas veces a nuestra familia... tareas como planificaciones, actividades, evaluaciones, proyectos, informes, registros, etc.... Cuándo va a pagar esas horas el gobierno? Además aclaro que en Mendoza la jornada en primaria es de media hora más que en las provincias del resto del país y si la sumamos en 180 días los alumnos de Mendoza tienen 203 días de clase al año y nosotros como docentes trabajamos más de un mes gratis porque eso tampoco lo reconocen ni lo pagan...
Claudio
22-12-18 15:27
Tendrían que invertir en mejores escuelas antes, en Meriendas que alcancen para todxs los chicxs y después recién en eso!!! Como van a controlar en las escuelas que los docentes llegan en el único colectivo que llega a esa escuela...
Tu comentario