Series

Homecoming: Julia Roberts desembarca en la TV a puro suspenso e intriga

Julia Roberts, una de las actrices más icónicas de Hollywood en los últimos tiempos, incursiona por primera vez en la pantalla chica protagonizando Homecoming. Se trata de la nueva serie de Sam Esmail, el creador de Mr. Robot, y una de las apuestas más ambiciosas de Amazon Prime Video para este 2018.

Homecoming es un thriller psicológico que recoge elementos visuales y argumentales de películas clásicas del género de suspenso y si bien en algunos momentos puede flaquear en la trama, todo el tiempo mantiene los mismos niveles misterio que la vuelven completamente intrigante.

La historia está centrada en Heidi Bergman (Julia Roberts) y se nos presentan en dos líneas temporales. En una de ellas Heidi es una asistente social que trabaja como terapeuta en Homecoming, un centro de ayuda a jóvenes veteranos de guerra que les ofrece tratamiento para superar sus traumas y reinsertarse en la vida civil. No obstante, ya desde el primer episodio nos dan varios indicios de que esta no sería la verdadera finalidad del lugar y que la corporación que lo dirige tiene intenciones más oscuras.

La segunda línea de tiempo transcurre cuatro años después y Heidi ahora está trabajando de mesera en un restaurante y ese sitio llega a interrogarla Thomas Carrasco (Shea Whigham) , un auditor del Departamento de Defensa, quien está realizando una investigación sobre un extraño suceso ocurrido años atrás con el interno Walter Cruz (Stephan James) de Homecoming.

Si bien ella se niega a darle información y dice no recordar ni al solado ni nada qué es lo que sucedió, el interrogante será saber si realmente está ocultando algo o por algún motivo olvidó por completo lo que pasó en el centro asistencial.

A lo largo de los diez episodios, la serie irá esclareciendo poco a poco la historia de Heidi en Homecoming así como también se revelarán el propósito de este sitio y el tratamiento real que le dan a los veteranos allí.

¿Pero por qué ver Homecoming? Más allá del interés que despierta ver el primer papel de una consagradísima actriz del cine en la televisión como Julia Roberts, la serie ofrece mucho más que este gancho.

Posee actuaciones excelentes. Roberts está brillante en su papel. Shea Whigham también se luce personificando a un torpe y tenaz burócrata que buscará ir a fondo para resolver este caso. Además, Bobby Cannavale encarna a Colin Belfast, el antipático e inescrupuloso jefe de Heidi.

Homenajea a lo mejor cine de suspenso. Es sabido es que Sam Esmail (quien dirige los 10 episodios) es un admirador de Alfred Hitchcock y Stanley Kubrick y, al igual que ocurre en Mr. Robot, en esta nueva serie se nutre de una gran cantidad de elementos instaurados por esos magníficos directores para contar una historia que mantenga en vilo al espectador. Esta devoción se materializa en la música, en la composición de los planos, en la utilización de planos cenitales, en secuencias de montajes y en la estructura de las escenas, todo esto ordenado de manera orgánica para construir una narrativa digna de los mejores clásicos del género.

Un plano hitchcockiano en el arranque del episodio 3 que homenajea a la histórica escena de la película Vertigo de 1958.

Tiene una duración ideal. Otro de los aspectos a destacar es que la serie no se va por las ramas y carece de escenas de relleno. Cuenta con diez capítulos de media hora cada uno aproximadamente, lo que contribuye espléndidamente a sostener la intriga durante el avance de la trama.

Tráiler:

Ficha:

Nombre: Homecoming

Director: Sam Esmail

Creadores: Eli Horowitz y Micah Bloomberg

Elenco: Julia Roberts, Shea Whigham, Bobby Cannavale y Stephan James.

Extensión: Una temporada de 10 episodios.

Duración: Entre 26 y 37 minutos cada episodio.

Disponible en: Amazon Prime Video.

Te Puede Interesar