CRISIS

El Parlamento griego aprobó la ley de canje de deuda

El país heleno dio así un primer paso para asegurarse otro millonario rescate financiero. El masivo canje de bonos reducirá su deuda con acreedores privados en 107.000 millones de euros.

Por Sección Internacionales

Grecia dio un primer paso para asegurarse otro millonario rescate financiero, al aprobar su Parlamento un masivo canje de bonos que reducirá su deuda con acreedores privados en 107.000 millones de euros, un día antes de que el gobierno presente su oferta a los bonistas.

En un recinto legislativo casi vacío, la ley de emergencia fue adoptada a mano levantada -sin votación diputado por diputado- con el apoyo de los dos principales partidos, uno socialista y otro conservador, de la coalición de gobierno que encabeza el primer ministro Lucas Papademos, un tecnócrata sin afiliación política. "La ley queda aprobada por mayoría", dijo el vicepresidente del Parlamento, Tassos Kourakis.

Se espera que Grecia lance este viernes su oferta formal a los tenedores de sus bonos de deuda, quienes tendrán 10 días para responder si aceptan participar del intercambio por papeles de menor valor.

La quita compulsiva que se impondrá a bancos, fondos de pensión, aseguradoras y otros tenedores de bonos griegos fue acordada esta semana por los ministros de Finanzas de los 17 países de la zona euro, entre ellos Grecia.

Reunidos en Bruselas, los ministros aprobaron también un nuevo préstamo de 130.000 millones de euros para que Grecia evite un default desordenado de su deuda y una expulsión de la eurozona.

Antes de la votación, el ministro de Finanzas griego dijo esperar que el nuevo acuerdo con la UE esté firmado y validado para fines de marzo, informó la agencia de noticias Europa Press.

El ministro Evangelos Venizelos volvió a advertir de consecuencias catastróficas para el país si no se aprobaba la ley del canje de deuda y no se adopta un nuevo y duro plan de ajuste que exigen la UE y el FMI para dar el rescate a Grecia.

"El verdadero dilema es: o sacrificios con perspectivas, o destrucción total sin perspectivas. O recortes que son duros o la incapacidad de pagar salarios y pensiones. O reducción de fortunas o la pérdida completa de fortunas. O alto desempleo o desempleo generalizado", señaló Venizelos.

"Ahora Grecia está obteniendo una luz de esperanza. Debemos aprovecharla", subrayó el ministro socialista.

Incapaz de manejar sola su enorme deuda de 170% del PBI, Grecia se mantiene a flote desde mayo de 2010 gracias a un rescate previo de la UE y el FMI por 110.000 millones de euros que sin embargo no fue suficiente para aventar los temores a una cesación de pagos, algo que hizo necesario el segundo salvataje aprobado esta semana.

Pero las asfixiantes medidas de austeridad implementadas para asegurarse los créditos externos dejaron a la ecomomía del país en caída libre, con decenas de empresas y comercios que cerraron sus puertas y con el desempleo en un nivel récord del 21%.

En un informe sobre proyecciones de crecimiento para 2012, la Comisión Europea predijo hoy una contracción del 0,3% en la economía de la eurozona, con Grecia al frente del pelotón de países en problemas con una enorme retracción del 4,4%.

El corriente año, por lo tanto, será el quinto consecutivo de recesión en Grecia.

El acuerdo de quita de deuda obligará a los bonistas a intercambiar sus devaluados papeles de deuda griega por otros nuevos de un valor 53,3% menor a los viejos, con fecha de vencimiento diferida y menor interés -un promedio del 3,6%, comparado con los intereses previos del 4.85%-.

La ley aprobada hoy incluye una cláusula de acción colectiva que, en caso de ser necesario utilizar, permitirá que una mayoría de bonistas que respalden el canje impongan su decisión a aquellos acreedores de Grecia que no quieran participar del canje.

"El paquete no es ninguna garantía de que los problemas de Grecia se resuelvan", escribió el ministro de Finanzas holandés, Jan Kees de Jager, en una carta al Parlamento de su país conocida hoy.

"Grecia deberá tomar medidas extensas y demostrar que imlementa las reformas necesarias", agregó de Jager, quien junto a su par alemán, Wolfgang Schaeuble, es uno de los más escépticos sobre la capacidad de Grecia de corregir sus finanzas públicas.

El segundo rescate para Grecia deberá ser ratificado por los Parlamentos de los países de la eurozona, en una serie de votaciones que comienza el lunes en Alemania.

Para cumplir con las exigencias de sus acreedores, el gobierno griego envió ayer al Parlamento un proyecto de ley con nuevas medidas de ajuste -incluyendo rebajas salariales y de pensiones- que espera sea aprobado la semana próxima.

Hoy, doctores y trabajadores de la salud se sumaron a una ola de exasperación popular ante tanto recorte lanzando una huelga de 24 horas contra el ajuste.

Una retención de tareas nacional de tres horas está prevista para el próximo miércoles, y los países de extrema izquierda que se oponen a las medidas de austeridad están escalando posiciones en los sondeos de intención de voto para las elecciones, programadas para abril próximo.

Te Puede Interesar