DOLOR

La tragedia de Thiago: un peligro latente en la provincia

El niño de 5 años que murió carbonizado en Las Heras puso en evidencia los riesgos que atraviesan las familias que viven en asentamientos.

La muerte de Thiago, el pequeño de 5 años que murió carbonizado tras el incendio de su vivienda, generó conmoción en la sociedad mendocina y desnudó el peligro que acecha a las familias que viven en asentamientos en la provincia.

Según las primeras hipótesis el fuego se podría haber iniciado por un cortocircuito, teniendo en cuenta que la gente está colgada de los cables de electricidad de forma ilegal y las conexiones no son seguras.

Foto: Yemel Fil.

" Hace 5 años que estoy acá y cuando yo vine eran pocas casas, después se fue haciendo más grande y hoy hay setenta familias", explicó Rosalía, una vecina del barrio residencial que está enfrente del asentamiento, quien afirmó que la gente de ese lugar no cuenta con los servicios de luz y gas.

Manifestó que ella fue una de las primeras en llegar al lugar y que junto con otros vecinos sacaron agua de la acequia para apagar el fuego y rescatar de entre las llamas a los niños que estaban atrapados.

"Corren peligro todos ahí. El fuego lo apagamos con el agua de la acequia y además se prendieron fuego dos casas, la de atrás y la de un costado. Si vos vivís así vas a correr peligro siempre", señaló la mujer sobre la dura realidad que atraviesan todas las familias del asentamiento.

Foto: Yemel Fil.

En cuanto a la asistencia que brinda la municipalidad, Rosalía sostuvo que "ellos aparecen en este momento cuando la criatura está muerta. Es un abandono de persona, para mí ahí no hay ayuda de nadie, lo que yo veo es un abandono total. Veo que no hay ayuda de ellos hacia esta gente, por la forma en que están viviendo".

Por su parte, desde el municipio de Las Heras informaron a este medio que ningún funcionario saldría a hablar por estas horas del tema y que la contención de la familia está a cargo del área de Desarrollo Social de la provincia.

Los primeros auxilios a los niños afectados fueron dados en un centro de Conin que está en frente del asentamiento. Desde esa institución explicaron que Thiago había estado en tratamiento con los profesionales del lugar y que actualmente tres de sus hermanos formaban parte de los programas de lucha contra la desnutrición.

"Nosotros trabajámos con la familia. Hay dos niños que están en programa del Centro de Prevención y Promoción Humana y otra niña que estaba en seguimiento en el Centro de Recuperación Nutricional, que queda en la misma zona pero a tres cuadras. Ese niño (por Thiago) había estado en el programa y había sido dado de alta", indicó Julieta Simanca, directora del Centro de Conin.

Foto: Yemel Fil.

La profesional resaltó que las familias que asisten a ese centro reciben atención médica, de nutricionistas, de educación a las madres y que además entregan bolsones de alimentos semanalmente. Dijo que se atienden aproximadamente a 300 familias de todo Las Heras en el lugar, entre las cuales se encuentra la familia de Thiago y otras del asentamiento lindante.

En cuanto a esa barriada, Simanca sostuvo que se trata de viviendas muy precarias con necesidades básicas y donde se han producido accidentes similares debido a los materiales de nylon, cartón y madera con que se construyen las casas.

Pedido de donaciones

La madre de Thiago y sus hermanos fueron trasladaos al hospital Ramón Carrillo donde están bajo observación médica. En tanto, desde Conin están convocando a toda la ciudadanía a realizar donaciones para ayudar a los afectados, teniendo en cuenta que perdieron todas sus pertenencias en el incendio.

Los interesados en donar deben hacerlo en la sede de Conin en calle 25 de Mayo 859, de Capital de 8 a 16.

Piden donaciones de ropa y calzado para niños de 2, 4, 7, 9 y 15 años y también para los dos adultos, así como también camas y colchones y otros elementos indispensables para el hogar.  

Te Puede Interesar