Para saber

Según una encuesta, hacer ejercicio y cuidar el cuerpo son las metas que más se eligen para el 2014

Lo reveló una encuesta privada. Según los expertos, se privilegia aquello que sólo depende del esfuerzo personal.

Por Sección Sociedad

Mañana a la hora del brindis muchos de los que levanten la copa lo harán con la culpa del vittel toné, el lechón y el clericó encima. Cinco de cada 10 argentinos asegura que su “gran proyecto para 2014” es hacer más actividad física y llevar un estilo de vida más saludable.

El dato se desprende de una encuesta realizada por la consultora D’Alessio Irol entre mayores de 18 de todo el país. A la hora de pensar un deseo para el año que viene el 53% de contestó “hacer más ejercicio”. Se podía elegir más de una respuesta de una lista que incluía deseos trascendentales como mejorar la vida afectiva y objetivos más terrenales, como ganar mejor o cambiar de trabajo.

Los anhelos más votados tienen que ver con sentirse mejor y disfrutar más. El 50% pidió “tener más tiempo para lo que quiero” y “ser feliz”, el 47% “cuidar más mi salud” y el 40% “cuidar mi peso”. “Son todos cambios que empiezan por nosotros mismos, el cuerpo, el estilo de vida”, explica Nora D’Alessio, a cargo del trabajo.

Para la psicóloga Fernanda Mattera se eligieron deseos más fáciles de cumplir que los grandes anhelos. “La gente no quiere seguir frustrándose. Vivimos en un contexto económico y social en el que es difícil plantearse objetivos a largo plazo. Conseguir un mejor trabajo, cambiar el auto dependen de factores que no podemos controlar. Bajar de peso o hacer más deporte dependen del esfuerzo personal, no de la economía del país”.

Fin de año es una época de balances. Y con 40 grados a la sombra y una mesa llena de hidratos de carbono, el espejo casi siempre da en rojo. Por eso, los especialistas aseguran que para esta época crecen las inscripciones en gimnasios y las consultas en centros de nutrición. “Mucha gente empieza en enero y febrero. Y luego incorporar la actividad física a su rutina diaria”, dice Martín Etchaleco, profesor de Megatlon.

Marcela Scotti, nutricionista de Staff Médico, asegura que a fin de año aumentan los chequeos de colesterol y diabetes. “Hay una necesidad de cerrar el año sabiendo cómo estamos de salud. Y los resultados impulsan el deseo de cambiar”. El verano también exige: “La gente se va de vacaciones y toma conciencia de lo que no hizo en todo el año”, dice la dermatóloga Irene Bermejo. Probablemente, nadie que empiece el jueves, después del maratón de las fiestas, será descubierto por un representante de modelos en la rambla de Mar del Plata, pero seguro podrá asimilar de otra manera los cucuruchos de rabas en el puerto.

En la encuesta las aspiraciones saludables superaron al clásico amor y dinero de los brindis. También hay una especie de cambio de paradigma en el que las aspiraciones “saludables” le ganan a anhelos superadores como “mejorar mi vida afectiva” (con el 26%), “hacer escuchar mi voz cuando no esté de acuerdo con algo” (26%) o participar más en la vida política del país” (14%). Y también a algunas metas más terrenales, como mudarse (23%) o cambiar de auto (15%).

Fuente: Clarín

Te Puede Interesar