Estadísticas
Destacan cambios en el periodismo en la cobertura de la violencia de género
Martes 25 de Septiembre de 2012Ada Rico, del Observatorio de Femicidios, destacó la evolución de la prensa en el tratamiento de la violencia de género, ya que las noticias permite a la ONG generar estadísticas.
Rico valoró especialmente el aporte de la agencia Télam, que constantemente produce notas e investigaciones que advierten sobre el flagelo de la violencia de género.

Desde 2008 la organización social recopila la información sobre femicidios que aparece en 120 diarios de todo el país y en las agencias de noticias DyN y Télam, generando una estadística que, hasta ahora, es única en el país.

El recuento ofrece, por semestres y anualmente, datos sobre cantidad de femicidios, de femicidios vinculados y de niñas y niños que quedan sin madre a causa de la violencia.

"Para el periodismo puede ser sólo una estadística, pero para nosotras son las voces de esas mujeres que nos permite contar lo que les hicieron y pedir justicia para ellas", aclaró la dirigente social.

Muchas veces no hay un seguimiento mediático de los femicidios, por eso Rico y el equipo del Observatorio se comunica con periodistas de distintos medios de todo el país que colaboran para continuar con las historias, aunque no las conviertan en noticias.

"Nos ayudan mucho para saber qué paso con los niños de la mujer asesinada, porque es un dato que no aparece casi nunca en las notas", señaló, pero que decidieron incluir en el informe a partir de 2011 donde se refleja que son 212 los hijos sin madre, y 97 en el primer semestre de este año.

Rescató que la violencia de género como tema "esté instalada en los medios, que casi todos desterraron el uso de `crimen pasional` y la sacaran de policiales para colocarla en la sección sociedad".

Aseguró que "sintió un impacto" cuando vio por primera vez la palabra femicidio en una noticia porque "costó incorporar este término que denuncia el asesinato de mujeres por violencia sexista".

Fue el asesinato de Tomás Santillán de 9 años, ocurrido en noviembre de 2011 en Lincoln, Buenos Aires, y por el que está imputado Adalberto Ramón Cuello, ex pareja de su mamá "el que hizo que los medios entendieran de qué hablamos cuando decimos femicidio vinculado", aporta Rico.

A partir de un suceso conmovedor y mediático "el periodismo comprendió, como lo hicimos nosotras cuando comenzamos con el Observatorio, que hay hombres asesinados por el femicida, que en su afán de destruir a la mujer, destruye a quien se pone en su camino".

Rico valora "el trabajo que hacemos con el periodismo, la buena relación que tenemos con los medios que nos consultan mucho".

Destaca que "la mayoría de las notas que tomamos de medios de provincias vienen de Télam. Lo interesante es que, tomamos la nota madre que es Télam, y después vemos la información adicional que cada medio le agrega. Así, se arma la historia de la mujer".

Para Rico, "es muy importante que una agencia de noticias se ocupe de la violencia de género, porque a veces, aunque parezca increíble, en algunas provincias no tienen la información y la nota que publica Télam genera que tomen el tema, que completen".

También "vemos en nuestro monitoreo cómo se replican los cables que hablan de la temática en medios nacionales".

La titular del Observatorio insistió en lo importante que es que los medios coloquen información sobre lugares donde las mujeres pueden recurrir: "siempre que me hacen notas pienso en ellas, las que escuchan y se sienten sin salida".

Si bien resalta que los informes sobre femicidios "están hechos con mucha seriedad y cuidado", son perfectibles, ya que "no todos los asesinatos de mujeres salen en los medios".

De hecho, el Observatorio se llama Adriana Marisel Zambrano, quien fue asesinada en 2008 en Palpalá, Jujuy. Su asesinato no salió en ningún medio de comunicación.

"La familia vino a vernos, con todo el esfuerzo que les significó llegar a Buenos Aires, para pedirnos que la incorporemos en el informe de ese año porque estaba el juicio contra el femicida y querían sumarlo como prueba", relata.

"Era mujer, pobre, de un lugar chico. Es un emblema", agrega.

Rico ve cientos de noticias por día y prefiere quedarse "con lo positivo, con la evolución que vemos en los 120 medios que han ido dejando el análisis machista e incorporando el género a sus coberturas".

Fuente: Télam
¿Estás de acuerdo con el tema?
Tamaño del texto
Tu comentario:
Más de Sociedad
El plan de la DGE para mejorar la educación tras los resultados del Aprender
Desde la cartera educativa explicaron cuáles son los programas que se están desarrollando y cuáles son los que piensan poner en práctica.
Lanzan en Mendoza una diplomatura de Problemática de Género
Arrancaría en mayo en las instalaciones de la Universidad de Mendoza. Está destinada a profesionales de la salud, derecho y educación.
La Fragata Libertad inicia su viaje número 46
Comenzó su viaje de instrucción, que la llevará a recorrer durante seis meses trece puertos de América Latina y Europa.