Delitos Económicos
Evitaron una estafa gitana por unos $500.000: cómo no ser engañado
Sábado, 24 de agosto de 2019
Por: Hernán Adrover @hernanadrover53

Siempre la tentación de ver un producto a un precio conveniente hace que uno lo quiera. No importa dónde lo hayamos visto pero a veces hace todo lo que está a su alcance para tenerlo. Incluso, hasta vende otros objetos personales para juntar el dinero y comprarlo o lo busca hasta en otra provincia. Esto le pasó a un hombre y su sobrino salteño que fueron engañados en Mendoza y, gracias a la rápida intervención policial y judicial, lograron recuperar los casi 500.000 pesos que habían entregado a una familia de gitanos por dos vehículos. Los detalles del caso.

Todo se inició cuando ambas víctimas, con domicilio en Salta, observaron a través de Mercado Libre la publicación de dos autos que estaban en venta en suelo mendocino. Se trataba de una camioneta Toyota Hilux 2017 de unos 300.000 pesos y de un VW Gol 2015 de 200.000.

Una vez visto los autos por internet se contactaron en primera instancia con los vendedores, quienes respondieron al poco tiempo. Inmediatamente se estableció una buena relación y apertura para negociar. De a poco, se fueron acercando a un acuerdo y las consultas por el estado de los vehículos fue uno de los temas principales: estaban en buen estado y con los papeles al día, según los vendedores. 

Los interesados quedaron en viajar en colectivo a la provincia y vendieron varios bienes para  terminar de juntar todo el dinero y así concretar la operación. A los días viajaron y los vendedores los recibieron en la terminal de Guaymallén. "Se encargaron de montarle un ambiente familiar para que se sintieran cómodos", explicaron fuentes judiciales. Esa confianza es la principal herramienta para poder engañarlos.

De esa manera, los vendedores se ofrecieron y le pagaron la estadía en un hotel cercano a la terminal. Además, los invitaron a comer un asado en su propiedad. Las víctimas en ese momento se dieron cuenta que los dueños de los vehículos eran parte de la comunidad gitana cuando llegaron al predio ubicado en el kilómetro 1029 del Acceso Este en Rodeo del Medio, en Maipú.

En ese lugar los salteños, de 45 y 28 años, entregaron el dinero después de ver la camioneta y el auto. Los gitanos, a su vez, les dieron un boleto no oficial como comprobante de pago con la promesa de terminar unos trámites para que se puedan llevar los rodados. Sin embargo, comenzaron con las maniobras para engañarlos. 

En un primer momento, les dijeron que había un problema con un papel, después por un tema de un escribano y otra porque debían ver una situación mecánica y así, de a poco, alargaron la compra pero sin dejar de ser "serviciales", señalaron. De esa manera volvieron a comer juntos pero las víctimas entraron en la etapa de desconfianza. 

Pero por la viveza de la víctima más joven, a modo de pacto y amistad con los vendedores, los animó para que se sacaran una foto, una selfie. Luego, con esa imagen, fueron con sus inquietudes a una comisaría y un policía los advirtió que, cuando entregaron el dinero, habían sido estafados. 

El dinero recuperado tras la estafa a los salteños. 

Inmediatamente se acercaron hasta la Fiscalía de Delitos Económicos y la fiscal en turno, Susana Muscinisi, junto a Ernesto Latino Saa, un empleado jerárquico, tomaron rápida intervención. Al ver la selfie que tomó la víctima, los policías de la División de Delitos Económicos identificaron a los timadores.

Por ese motivo, al saber quiénes estaban detrás de la maniobra delictiva, se dirigieron hacia el predio de la familia gitana ubicado en la lateral del Acceso Este. Allí, luego de identificarlos, los sospechosos acorralados decidieron devolver la plata a la vez que se inició una causa judicial. Si bien no hubo personas detenidas, la investigación continúa. 

Cómo evitar ser engañado en una operación

Las autoridades dieron algunos puntos a tener en cuenta para evitar se estafados en diferentes transacciones. 

Lo primero que deben realizar es chequear los lugares donde vean publicados los artículos de interés y asesorarse con el vendedor para saber si el producto realmente existe. 

Y que no deben dejarse tentar al ver un auto o cualquier otro artefacto que esté muy por debajo del precio que debería costar. Es decir, que no adquieran algo a un precio que está exageradamente por debajo de su costo normal. Esto es un clario indicio que se podría estar ante una estafa. 

En todo caso, ante cualquier duda respecto al bien, pueden acercarse a una comisaría o a una fiscalía para ser asesorado y no caer en la trampa. Y hasta para realizar la denuncia correspondiente. 

Por otro lado, toda operación que hagan lo deben realizar y recibir toda la documentación correspondiente y que sea oficial. Por ejemplo, si compran un rodado, verificar que esté correctamente elaborado el 08 y que no posea medidas pendientes u otro problema de deuda o papeles. 

Tamaño del texto
Comentarios
Tu comentario