Protestas
Macron teme más violencia en las calles de Francia
Jueves, 6 de diciembre de 2018

El gobierno francés, la policía y comerciantes de París se preparaban hoy para nuevas manifestaciones violentas el próximo sábado, pese a la marcha atrás del presidente Emmanuel Macron con un aumento de combustibles que desató semanas de protestas.

La policía y autoridades locales celebrarán hoy reuniones de emergencia para debatir la estrategia de seguridad para el sábado, día en que el movimiento de los "chalecos amarillos", que ha liderado las protestas, planea su cuarta movilización en la capital.

Luego de que París viviera una auténtica batalla campal entre policías y manifestantes el fin de semana pasado, se espera que muchos negocios y restaurantes cierren sus puertas el sábado por temor a una repetición de la violencia.

El gobierno de Macron anuló ayer el aumento de los impuestos al combustible, pero las exigencias de los manifestantes ahora se han extendido a muchas otras cuestiones, en particular la agenda económica liberal del presidente.

Por cuarto día, estudiantes bloquearon hoy colegios y universidades en la región parisina, donde parte de la Universidad de la Sorbona fue cerrada tras un fallido intento de alumnos de tomarla antes del inicio del dictado de clases.

Además, camioneros continuaron hoy con cortes de varias rutas del interior del país para exigir mayores recortes impositivos y más asistencia estatal.

Un pequeño sindicato que representa a trabajadores administrativos de la policía, Vigi, llamó hoy a una huelga por tiempo indefinido a partir del sábado, lo que podría complicar aún más las medidas de seguridad, informó el diario Le Figaro.

Aunque los sindicatos de agentes de policía no prevén paros, todos están preocupados ante un movimiento de protesta que no tiene líderes claros y cuyas manifestaciones son fácilmente infiltradas por alborotadores de todo tipo.

La policía ha recibido críticas por no haber podido evitar el sábado pasado serios daños al Arco del Triunfo y a lo largo de la famosa avenida de los Campos Elíseos, en el centro de París, así como por agresiones a manifestantes.

Videos que circularon en Internet de policías golpeando a manifestantes en un local de comidas rápidas sobre los Campos Elíseos exacerbaron la indignación.

Una vocera de la policía de París dijo hoy que se abrió una investigación por el incidente, y que la policía examinaba otros videos compartidos online en busca de posibles violaciones a las normas que regulan los procedimientos.

El propio Macron, blanco principal de las protestas, no se ha mostrado en público en toda la semana, y medios franceses citaron hoy a una funcionario no identificado que dijo que el presidente no hará ningún pronunciamiento hasta el fin de semana. Fuente: Télam

Tamaño del texto
Comentarios
Tu comentario