sentencia civil
Millonaria demanda al Estado por un bebé que nació con una parálisis en un brazo
Martes, 22 de noviembre de 2016La Cámara de Apelaciones condenó al hospital Lagomaggiore por mala praxis y además falló en contra de un médico, que había sido absuelto en la primera sentencia.
Por: Pablo Segura

La Quinta Cámara de Apelaciones en lo civil dio vuelta un fallo de primera instancia y condenó al Hospital Lagomaggiore y a un licenciado en Obstetricia a pagarle más de un millón de pesos a los padres de un bebé que por una presunta mala praxis en el parto nació con una parálisis en su brazo izquierdo.

En el primer fallo, firmado por la jueza Fabiana Martinelli, sólo se había condenado al hospital por el rubro material, mientras que se había rechazado la indemnización por lo moral y la demanda en contra del profesional.

Tras la apelación de la Fiscalía de Estado la Cámara decidió, con la firma de los jueces Oscar Martínez, Beatriz Moureu y Adolfo Rodríguez Saá, que tanto el hospital Lagomaggiore como el profesional indemnicen a los padres de la víctima con 967.800 pesos, más intereses ocasionados.

El hecho en cuestión ocurrió el 4 de enero del 2009, cuando Gabriela R., una mujer embarazada de 39 semanas, llegó al hospital Lagomaggiore con contracciones.

La fémina quedó internada y horas después dio a luz a su hijo Thiago, en un parto vaginal, sin cesárea y sin la necesidad de oxígeno o intubación, entre otros.

El pequeño nació con un peso de 4,365 kilos, pero por supuesta una mala maniobra obstétrica al momento de extraer el bebé, le produjo una parálisis en su brazo izquierdo -no tiene movilidad en esa extremidad-.

El profesional demandado, identificado como Gabriel V., declaró en primera instancia que el parto fue rápido, sin complicaciones ni necesidad de utilización de oxígeno y la Justicia entendió que "no se probó que el obstetra hubiera realizado una maniobra imprudente".

Sin embargo, tras la apelación, la Cámara entendió todo lo contrario. Tras el análisis de la historia clínica y demás pericias, se entendió que "la causa más frecuente de este tipo de parálisis son las maniobras realizadas en el parto y que la conducta correcta que hubiera podido evitar el trauma era la cesárea".

Para fundamentar esto, los jueces se basaron en la "obesidad de la madre y la falta de previo control de la curva de tolerancia de glucosa", algo que imponía la derivación a otro médico para que diagnosticara el cuadro.

"La intervención de un médico obstetra podría haber favorecido, este podría haber realizado otras maniobras que un licenciado no está en condiciones de practicar", dijeron los jueces en el fallo.

Por esto, para la Cámara tanto el hospital como el licenciado deberán responder por la discapacidad permanente que le quedó al menor. 

El fallo de la Cámara de Apelaciones:

Sentencia Civil mala praxis - 5º Cámara Apelaciones by sitioandino on Scribd

La sentencia en primera instancia:

Sentencia Civil Por Mala Práxis en Lagomaggiore by sitioandino on Scribd

¿Te parece justo el fallo de la Cámara de Apelaciones?
4
Tamaño del texto
Tu comentario: